Pink Verify no tiene valor para mí

2

Hoy me he levantado un poco matón así que le meto caña a otra empresa, Pink Elephant, los del elefante rosa. Uno de los servicios que proporcionan es el llamado Pink Verify, que certifica que un producto de software está alineado con ITIL en una serie de procesos. Así, un producto puede conseguir el sello para uno, dos, diez o hasta dieciséis procesos. De hecho, diría que es el sello con más renombre para certificar que un producto está alineado con ITIL. Actualmente van por la versión 2011, alineada con ITIL 2011. Y creo que en breve sacarán una nueva con la nueva versión de ITIL o con VeriSM.

El primer problema que le veo al sello es que certifica cada proceso de ITIL por separado. Así, una herramienta obtiene el sello en una serie de procesos. Esto es confuso, porque hay muchas herramientas que con conseguir el sello para un proceso, ya dicen que tienen el sello Pink Verify en general. No podemos comparar un Landesk que tiene el sello para gestión de activos, cuando se trata de una suite ITSM completa, como un CA Service Manager que lo tiene en 15 procesos. Pero ambos pueden pintar el elefantito rosa en su publicidad. Le pasa lo mismo que a las certificaciones ITIL, que muy poca gente entiende el valor de los niveles.

Pero me da la impresión de que el sello se consigue muuuy fácilmente. A lo largo de mi carrera he tenido más de una decena de herramientas que clamaban a los cuatro vientos estar alineadas con ITIL, y una tras otra he considerado de que se fumaban los libros de ITIL y que de ITIL quedaba poco menos que el espíritu base.

Nos cargamos la nomenclatura, los estados del proceso, los roles, las técnicas, herramientas básicas que deberían estar… nos lo cargamos todo. Y aún así consiguen el sello. Sinceramente, no lo entiendo.

He revisado los formularios de Self Assessment que pone Pink Verify a disposición de todos, y la verdad es que mirando los criterios, veo que son correctos. Preguntan cosas que deberían estar en la aplicación. ¿Diferencia su aplicación los estados de resuelto y cerrado? Es un ejemplo de uno de los muchos criterios. Con lo que parece que a priori saben lo que hacen. Pero el resultado es que aplicaciones como JIRA Service Desk consiguen la acreditación. Si en su día OTRS ya la consiguió y ya me pareció que incumplía conceptos clave, ¡¡qué llegue a pensar cuando me enteré que JIRA Service Desk ya la tenía!! Le faltan muchísimas cosas a JIRA Service Desk. No tiene el concepto de grupo de soporte, ni de niveles de soporte, ni de matrices de prioridad, … y esto sólo para incidencias. Pero es que está JIRA Service Desk está certificado para cambios, problemas y peticiones de servicio. Sinceramente, me deja atónito.

Tendrían que aplicarse el principio de las franquicias. McDonalds no deja que uno de sus restaurantes no cumpla sus criterios, porque mancha su marca. Pues eso es lo que le pasa a Pink Verify: si vas regalando el sello, se mancha.

Resumiendo, si quieres que tu organización se oriente a ITIL y quieres escoger una herramienta, mi consejo es que ignores ese sello y busques otro tipo de fuente.

Otro tema es si hoy en día reorientaría a ITIL o me esperaría a ver que trae este 2018.

Sobre el autor

Jose M. Huerta

Jose es Gestor de Proyectos y Gestor de Servicios en Mallorca. Es Ingeniero de Telecomunicaciones y obtuvo el Master of Advanced Studies durante su etapa como investigador. Pero no tardó en abandonar ese mundo y meterse de cabeza en el mundo de las Tecnologías de la Información. Está certificado como ITIL Expert. Tiene amplia experiencia en gestión de servicios, clásica e integrada con desarrollo, gestión de proyectos, usando metodologías clásicas y ágiles, gestión de programas y portfolios, gestión de grandes grupos de personas, localizadas y off-shore, sin dejar de perder de vista el lado técnico y freak del sector. Ha trabajado en varias empresas del sector con distintos roles en áreas tanto de gestión de servicios de soporte como de equipos de desarrollo. Actualmente trabaja en WebBeds, como responsable del equipo de operaciones TI.

2 comments

  1. David Mondragón T. 20 enero, 2018 at 22:50 Responder

    ¡Hola!
    Me parece súmamente interesante y buena crítica para sacudir y hacer pensar al sector, sobre el tema de las herramientas compatibles con ITIL así como el uso (o mejor dicho “abuso”) que se le está dando en actividades como las licitaciones acá en México, en donde requieren este tipo de certificaciones sin realmente revisar si se utiliza la herramienta acorde con las mejores prácticas o si el proveedor cuenta con dichas prácticas así como con un nivel de madurez. Gracias por la crítica y enhorabuena. Slds.

Post a new comment