Humo y espejos

0

Uno de los trucos de magia más antiguos y famosos es el del humo y espejos. Este truco, documentado desde el siglo XVIII, consistía en un proyector, que en aquel momento se le llamaba “linterna mágica”, que proyectaba una imagen sobre espejos que la reflejaban sobre humo, creando la ilusión de que la imagen flotaba en el aire. Era típico proyectar un fantasma, demonio o alguien del más allá, y que hacía creer al público que el mago había conseguido invocarlo. Una imagen sobre la que el público creía que había algo, pero que en el fondo era sólo humo.

El anti-patrón

Como metáfora de este truco nace uno de los anti-patrones de gestión de proyectos más famosos. Se conoce como humo y espejos, o smoke and mirrors en inglés, al hecho de mostrar una demo a los clientes o usuarios de una nueva aplicación, sin que haya código detrás, creando una expectativa que luego no podrá alcanzarse.

Vamos a dejarlo claro, el problema de este anti-patrón no es el hacer una demo que parezca el producto final, pero que esté todo pendiente de programar. Esto no es malo por necesidad. De hecho hay entornos en los que es muy positivo. Por ejemplo en desarrollo web, el diseñador suele hacer las “maquetas” de como quedará la web para que el cliente “compre” el proyecto. Y lo que se entrega en estos casos suele ser, sino exacto, muy muy aproximado a lo que se le mostró al cliente, porque ese diseñador ha estado en cien proyectos de desarrollo web y sabe qué puede hacerse y qué no puede.

El problema, y cuando podemos hablar de anti-patrón, nace cuando quién hace esta review no tiene ni idea de lo que implica luego hacer eso. Estamos hablando de un comercial y un diseñador, cuyo único objetivo es vender. Un botón puede ser pintado por el diseñador en menos de diez segundos, pero el código que hay detrás de él pueden ser meses de trabajo. Se genera una expectativa al usuario que luego no se podrá satisfacer, o que luego el código por dentro será una mierda, porque hubo que hacerlo aprisa y corriendo.

Vende-motos o vende-humo es el nombre que los promotores del Humo y Espejos suelen recibir luego por parte del equipo. Yo lo llamo miembros de las SS, por lo de Smoke Seller.

Protegernos del anti-patrón

Si se va a hacer una simulación o una demo del producto que se quiere realizar para conseguir una venta o para demostrar a determinados interesados de que ese proyecto es necesario, se debe contar con el apoyo del equipo que lo va a implementar.

Esa es la clave principal. Si se deja al comercial sólo, a la que pueda venderá humo. Lo llevan en la sangre. El equipo debe poder poner freno a esa “demo” indicando que eso que se está poniendo no se podrá hacer, o llevará mucho más tiempo, o que realmente no tiene sentido.

Además hay que tener muy claro lo que se quiere como para hacer una demo antes de empezar. Si es parte de una acción comercial, tenemos cristalino lo que el cliente quiere y contamos con la parte técnica de nuestro lado: entonces adelante. Pero si no, suele ser mucha mejor idea no intentar dejarlo todo atado al comienzo e ir definiendo el producto poco a poco a medida que vamos entregando partes de él.

Humo y espejos en otros ámbitos

No sólo nos encontramos con este anti-patrón en los desarrollos de nuevos productos o funcionalidades software. También nos lo encontramos en muchos otros aspectos. En el fondo se trata de “disfrazar” algo como lo que no es, y dar una expectativa engañosa.

“Ya vamos por la mitad” cuando ni hemos comenzado un desarrollo, sólo porque tenemos miedo a decir que no hemos empezado. Así que vamos a hacer preguntas “avanzadas” para que parezca que ya vamos por la mitad. Este es quizás el que más comúnmente he visto y que creo que hace mucho daño.

Otro es el de disfrazar la gestión o la tecnología. “Hacemos CI/CD”, “Hemos implatado microservicios” o “Somos ágiles”, cuando en el fondo saben que todo es una fachada. Que realmente siguen haciendo las cosas como antes, pero con un par de decoraciones modernas. El Humo y los Espejos para hacer creer a los demás de que son la leche.

Al final son situaciones en las que invertimos tiempo en crear evidencias falsas de que existe una realidad que el fondo es sólo humo y espejos.

Antipatrón

Sobre el autor

Jose M. Huerta

Jose es Gestor de TI en Mallorca. Es Ingeniero de Telecomunicaciones y obtuvo el Master of Advanced Studies durante su etapa como investigador. Pero no tardó en abandonar ese mundo y meterse de cabeza en el mundo de las Tecnologías de la Información. Está certificado como ITIL Expert. Tiene amplia experiencia en gestión de servicios, clásica e integrada con desarrollo, gestión de desarrollo de software, usando metodologías clásicas, o desarrollo ágil, gestión de programas y portfolios, gestión de grandes grupos de personas, localizadas y off-shore, sin dejar de perder de vista el lado técnico y freak del sector. Ha trabajado en varias empresas del sector con distintos roles en áreas tanto de gestión de servicios de soporte como de equipos de desarrollo. Actualmente trabaja en WebBeds, como responsable del equipo de operaciones TI.

Sin comentarios